bclose

Las impresoras 3D

Imprimiendo en 3D en el mundo real
Reprap printer III

Las impresoras 3D

Es difícil ver funcionar una impresora 3D y no quedarse impresionada viendo como la pieza se va formando y creando en las sucesivas pasadas. Cualquiera que tenga unas ciertas inquietudes, querrá comprarse una de la misma.

Hace año poco más o menos, un grupo de 9 amigos  nos juntamos para comprar unas impresoras 3D al mejor precio posible aprovechando la cantidad. Queríamos una kit completo para montar una impresora del tipo de Prusa Reprap 3.

Así que negociamos un buen precio recogimos los kits y quedamos a juntarnos en un local para montarlas cómodamente todos en grupo y aprovechar el ser varias cabezas pensantes, de modo que el problema de uno ayudase a los demás a adoptarse lo mejor posible a los problemas. Calculamos que nos llevaría un par de días montarla y comenzar a hacer pruebas de impresión y quedamos un Lunes a primera hora.

Cuando nos fuimos el Viernes, las impresoras ya más o menos habían imprimido el cubo de calibración con sus más y sus menos, y decidimos que cada uno a su casa a rematar lo que fuese.

Fue un maratón pero al final la cosa iba bastante bien. Deje de usarla a los pocos días por otras obligaciones y cunado al mes me puse con ella, fallaba el extrusor. Cuando lo corregí, uno de los motores empezó a ir mal, se había quemado uno de los controladores Pololu. Después me falló el Arduino MEGA que incluye y otro controlador Pololu.

COntroladora de motores

Pedí ayuda a que nos suministraron las impresoras que nos atendieron inmejorablemente y me la repararon sobre la marcha. Me la lleve a casa y a los 15 días el hilo de PLA no avanzaba y aquí ya me harté y mande a la puñetera impresora a un rincón castigada.

Un día que quedamos la panda de la Impresora 3D a tomar unas cañas para ponernos al día hubo mucho cachondeo cuando les pregunté cuantas de las impresoras estaban operativas de las 9. De una no teníamos noticias, pero todas las demás estaban paradas por uno u otro motivo.

No soy especialmente manitas (Lo mío es más el Soft) pero aquello era ridículo. Una breve conversación nos informó de cada una se había parado por diferentes motivos y las solución era clara siempre, pero había que dedicarle tiempo que no sobraba.

La moraleja de esta historia es que las impresoras 3D son un algo que te encanta comprar y ver cómo funciona, aunque su utilidad sea reducida, pero el problema es que pasas la vida arreglando algo que ha fallado.

Si eres manitas y estás dispuesto a dedicar tiempo manteniéndolas, disfrutaras de una impresora magnifica y llenarás cantidad de horas diseñando y montando piezas de todo tipo y condición.

Pero si eres de los que creen que compras una impresora que funcionara sin dedicarle tiempo, te equivocaras de pleno y acabaras teniendo otro trasto inútil en un rincón.

Uno de los motivos por los que empezamos con Prometec es que me parecía que todo lo relativo al Arduino estaba mal documentado, mal organizado, muy disperso y normalmente en Inglés, pero las impresoras 3D te harán creer que Arduino es un ejemplo de buena documentación.

Además la velocidad a la que imprimen piezas es desesperantemente lenta y con una precisión dudosa, salvo que las calibres frecuentemente.

No quiero quitaros la idea de agenciaros una impresora de estas. Quiero que seáis conscientes de que en este momento estáis comprando una increíble pieza de hardware que aun esta verde y que aunque ya son útiles, va a requeriros mucha más dedicación de la que prevees para una impresora comercial, porque sencillamente aun no lo es.

Falta una primera marca que coja el testigo y  venda un producto terminado y pulido, y para eso debe reunir algunas condiciones que hoy por hoy no se dan: estable, fiable y que no requiere atención continua y velocidad mucho más rápida que la actual.

Cuando esto llegue, y Hewlett Packard es uno de los que parece estar desarrollando producto, las impresoras 3D habrán alcanzado la mayoría de edad y no tengo ninguna duda de que tendrán hueco en nuestra vida cotidiana.

Pero aún existe otro problema asociado a las impresoras 3D del que aparentemente poca gente parece ser consciente. ¿Cuántos de vosotros está en condiciones de diseñar piezas en 3 dimensiones con un programa de CAD?

Multitud de piezas disponibles

Sé que hay páginas como thingiverse.com que dispone de múltiples piezas listas para imprimir ya, y si no habéis visitado esta página os la recomiendo porque pasareis un rato divertido, pero la utilidad real está en diseñar tus propias piezas.

Brazo robotico

Programas como los de Autodesk 123D te ayudaran con las herramientas necesarias y el Autodesk 123 Design mejoran mucho la curva de aprendizaje y que además es gratis  (Otro programa que os recomiendo que reviséis) pero no creo que estén al alcance del común padre de familia.

Y ya que hablábamos del Autodesk seria cuestión de que un día sacamos el tema de otro programa de estos señores: El 123 Circuits, un emulador de circuitos reales que incluye emulación de Arduino y sus programas (No, no estoy pirado) y que además te permite después ayudarte en el diseño de tu circuito impreso o Shield y que se ofrecen amablemente, a fabricartelo por una tarifa.

 

logoprometec

 

 

(1) Comment

    • JuanKar

    Lo siento pero no he podido menos que reirme al leer las andazas tuyas y de tus amigos con las impresoras. Ocurre algo muy parecido con los coches antiguos (o viejos como quieras llamarlos), se conducen 7 domingos al año (si todo va mas o menos bien) y se invierten meses en reparar y ajustar todo lo que les va saliendo… Al final el verdadero disfrute esta en la mecanica más que en la conducción. Seguir asi con el blog, ¡¡¡soy lector diario!!!

Give a Reply

WordPress Anti-Spam by WP-SpamShield